Mejor movilidad que emigración

Más de 760 000 suizos y suizas viven actualmente en el extranjero. Hemos elegido a una: Annemarie Tromp, médica, miembro del Consejo de los Suizos en el Extranjero y residente en Hamburgo.

“Mi emigración fue relativamente poco espectacular”: Annemarie Tromp en Hamburgo.

“Ojos que no ven, corazón que no siente” –en Suiza no se tiene muy en cuenta a los suizos que viven en el extranjero”–. De ello está muy convencida Annemarie Tromp, originaria de la ciudad de Berna y residente en Hamburgo desde hace más de siete años. También piensa que la Organización de los Suizos en el Extranjero es ampliamente desconocida en Suiza. A sus 34 años, esta médica que está especializándose para ser anestesista, es una de las más jóvenes entre los miembros del Consejo de los Suizos en el Extranjero y espera que los festejos del centenario de la OSE sirvan para dar mayor difusión a la existencia de la Quinta Suiza.

“Mucha gente no ha tomado nota todavía de que la emigración ha cambiado radicalmente en los últimos años”, dice. “No somos emigrantes en el sentido tradicional, como los que emigraban hasta la mitad del siglo pasado”. Annemarie Tromp prefiere utilizar la expresión “suizos móviles” a llamarlos emigrantes. “Y es que muy a menudo regresamos”.

Annemarie Tromp llegó a Hamburgo para realizar unas prácticas de tres meses durante sus estudios de medicina. Fue una casualidad. En realidad quería conocer algo completamente distinto, quizá trabajar en otro continente. Pero a su hermano le encantaba Hamburgo y la convenció de que hiciera allí sus prácticas –en parte porque le convenía a él mismo–.

La ciudad portuaria fascinó a esta dinámica joven. Cuando terminó sus estudios en Suiza lo tenía muy claro: “Quiero vivir en Hamburgo”. Encontrar una vivienda resultó un auténtico desafío. Por eso se puso en contacto con Vreni Stebner, entonces Presidenta de la asociación suiza “Helvetia” en Hamburgo. “Y aunque ella no me pudo ayudar, me invitó a la tertulia de la asociación”. Allí, varios compatriotas mayores le contaron las peripecias de su propia emigración. “En comparación, mi emigración fue relativamene poco espectacular, porque aunque tuve que hacer muchísimos trámites administrativos, el reconocimiento de mi título universitario no supuso ningún problema, gracias a los convenios bilaterales entre Suiza y la UE”. Entretanto se ha integrado tan bien en la asociación “Helvetia” de Hamburgo, que en 2015 fue elegida Presidenta de esta agrupación.

Se dificulta el retorno por la falta de seguro AVS/AHV

“Algo muy triste para nosotros, los suizos móviles, es que nos quitaron la posibilidad de cotizar voluntariamente al seguro AVS/AHV”, dice refiriéndose a los problemas actuales. Arquitectos e ingenieros suizos construyeron en el mundo entero casas o puentes. Científicos suizos llevaron a cabo investigaciones en universidades extranjeras. Sin embargo, tras doce o quince años en el extranjero se percataron consternados de que sería muy difícil para ellos volver a Suiza, por faltarles varios años de cotización. Annemarie Tromp opina que también para Suiza esto constituye una pérdida sustancial, porque nuestro país se priva así del potencial de sus compatriotas que viven en el extranjero.

Cuando les cuenta a sus amigos en Berna que es miembro del Consejo de los Suizos en el Extranjero, le preguntan de qué se trata; e incluso le parece increíble que ella misma no supiera, hasta el año de 2012, que existía la OSE. De hecho se enteró de su existencia en Hamburgo, pese a que como hija de un político bernés siempre pensó que estaba muy al tanto de la política.

Cuándo y si Annemarie Tromp volverá a Suiza con su familia, no está claro. Por lo pronto disfruta el lujo de la juventud. Cada dos meses vuelve con su familia a Berna. “De vez en cuando necesito ver las montañas”, explica. Y con sus dos hijas, aún pequeñas, habla naturalmente dialecto bernés.

Monika Uwer-Zürcher es redactora regional de “Panorama Suizo” en Alemania

Comments (2)
  • Michèle ETTLIN MOLLATTE
    Michèle ETTLIN MOLLATTE at 26.05.2016
    Les Suisses de l'intérieur ne sont pas les seuls à ignorer l'existence du Conseil des Suisses de l'étranger. Au moins 99% des Suisses de l'étranger sont dans ce cas.
    Mostrar la traducción
  • Gabi Philippou
    Gabi Philippou at 26.06.2016
    Begüglich freiwillige AHV - das ist wirklich bitter. Mein Mann und ich sind 1999 von der Schweiz nach Zypern ausgewandert. Er hat als Alleinverdiener 10 % seines Lohnes an die freiwillige AHV bezahlt, was bei den hiesigen Löhnen ein sehr grosser Betrag war. Aber wir fanden es wichtig, unsere Altersvorsorge zu sichern.
    Wegen der AHV-Revision durften wir ab 2013 keine Beiträge mehr bezahlen. Ich habe zweimal bei der freiwilligen AHV in Genf angerufen und keine zufriedenstellende Antwort bekommen auf die Frage, ob wir jetzt für die uns verbleibenden Jahre, in denen wir keine Beträge bezahlen dürfen, Rentenkürzungen erfahren. In Zypern sind die Renten viel tiefer, wir können uns ein Leben nach der Pensionierung in der Schweiz nicht leisten. Wir fühlen uns diskriminiert.
    Mostrar la traducción

Escribir un comentario nuevo

Los comentarios se aprueban en un plazo de 1 a 3 días. La redacción se reserva el derecho a no publicar comentarios discriminatorios, racistas, que atenten contra el honor o inciten al odio. Aquí explicamos detalladamente las reglas a seguir cuando quiera hacer comentarios.

Hace cinco años el Consejo Federal anunció su decisión de renunciar a la energía atómica. Sin embargo, el proceso avanza con gran lentitud. Hasta...

Leer más

Suiza es tradicionalmente un país activo en materia de cooperación al desarrollo; pero ahora se enfrenta a un crucial cambio de rumbo. El Parlamento...

Leer más

Ninguna otra corriente artística fue más juguetona ni, al mismo tiempo, más agresiva que el dadaísmo. En respuesta a la Europa fallida y a la Primera...

Leer más
Visto
23.05.2016

Tictac de antaño

Los primeros relojes suizos de bolsillo se fabricaron en Ginebra. Eran relojes artísticos, multicolores y elegantes. Algunos de estos tesoros...

Leer más
 

Auslandschweizer Organisation
Alpenstrasse 26
3006 Bern, Schweiz

tel +41 31 356 61 10
fax +41 31 356 61 01
revue@aso.ch